DESIGUALDAD Y PODER COLECTIVO

Como recientemente habíamos abordado el tema del cooperativismo en alusión al importante papel que juega esta economía solidaria en la plenitud del liberalismo salvaje que se da en esta época del dominio de las grandes multinacionales y los fondos de inversión; frente a la pauperización de los grupos sociales excluidos de los llamados ultrarricos, de  manera indolente. Y en dicha nota(Ver aquí), destacamos el papel que juega la Cooperativa de profesores de la Universidad de Antioquia-Cooprudea,en el bienestar de sus afiliados;ejemplo paradigmático para las demás universidades de Colombia; no podíamos pasar por alto, los  escritos contenidos en la agenda 2017, elaborados por el profesor Héctor de los Ríos( nuestro profesor de metodología II de Sociología,1969) con el título de Desigualdad y poder colectivo; el cual acompañó con la obra de arte clásica del expresionismo de Honoré Daumier: El vagón de tercera(1862);cuyo color oscuro ilustra la penetración de la pobreza en los cuerpos desvalidos de quienes padecen la desigualdad y exclusión:

“No es ningún secreto que en la sociedad contemporánea se considera a todas las personas iguales, aunque de inmediato se aclare que la supuesta igualdad es solamente ante la ley. Una diferencia muy grande cuando la comparamos con la sociedad griega, en la cual la desigualdad ni siquiera era necesario fijarla en los códigos, pues, según decía su élite, era la propia naturaleza la que dictaba que la sociedad era desigual. Por eso un reconocido filósofo como Aristóteles expresaba sin ambigüedades: “la naturaleza consecuente consigo misma, ha dado cuerpos diferentes al esclavo que al hombre libre; ha dado aquel miembros robustos para los trabajos groseros, mientras que el hombre libre tiene el cuerpo recto y está constituido para la vida política, para las ocupaciones de la guerra y la paz (…) sea como quiera, es evidente que unos son naturalmente libres y otros naturalmente esclavos y que, por lo tanto, exigen que el esclavo obedezca la autoridad y la justicia”.

Ahora bien, tanto Aristóteles como los grupos dominantes de Grecia no desconocían las consecuencias negativas que generan la aplicación de este concepto en la sociedad, razón por la cual nunca negaron que en la sociedad una parte de ella debe ser tratada en forma igualitaria. De ahí que aceptaron que coexistiera en la misma sociedad no solo la desigualdad, sino también la igualdad. De esta manera, lograron que una elite que se consideraba igual dominara sobre el resto de estamentos, lo cual tenÍa plena justificación cuando se trataba de las personas situadas en la base de la pirámide que eran los esclavos.

Así entonces, a pesar de que la desigualdad era dominante, la igualdad se mantuvo como elemento legitimador de la primera, pues esta última fue producto de un pensamiento arraigado en las comunidades antiguas que predicaban realizar sus actividades teniendo en cuenta a los otros miembros de la comunidad, lo cual significó que en sus trabajos y demás actividades se regían por la colaboración y trato mutuo. Por eso, el comienzo de las relaciones en el seno de la humanidad se desarrolló en medio de una cultura colectiva, la cual dominó durante mucho tiempo en el seno de las comunidades, de ahí que para que la desigualdad domine en las sociedades, antes se tuvo que dar un proceso en donde las colectividades liberaron a las personas dando lugar a un largo proceso de individualización.

Pero se podría preguntar ¿en qué momento se dio la individualización?  No hay duda de que esto sólo es comprensible en un contexto en donde una parte social discriminó a otros. La frase de Marx: “Un negro es un negro pero en determinadas circunstancias se convierte en esclavo” Esta cita ilustra muy bien que la desigualdad es producto de circunstancias sociales, en donde determinados grupos se impusieron sobre otros. Es algo que ya antes había intuido Rousseau, principalmente en su libro Discurso sobre el origen y los fundamentos de la desigualdad entre los hombres, donde dice: “Un individuo al que tras haber cercado un terreno se le ocurrió decir “esto es mío” y encontró a gentes lo bastante simples como para hacerle caso, fue el verdadero fundador de la sociedad civil”. como se ve, el sentido de los dos textos es el mismo: interpretan la desigualdad como resultado del surgimiento de poderes que interrumpieron en las comunidades de vida colectiva.

Por eso, la desigualdad es producto del surgimiento de intereses que luego se impusieron por actos de poder, los cuales, durante siglos, se fueron socializando creando un sistema de creencias y valores, cuya función fue enfatizar que en la sociedad los seres humanos son desiguales debido a su raza, nacimiento geográfico, etc.

Pero viene la otra pregunta ¿en qué momento se cambió el pensamiento de aceptación de la desigualdad por la igualdad ante la ley? ¿A qué hora sucedió este cambio tan radical? Por lo pronto puede ser ilustrativo el caso de nuestro país. La historia nos dice que, en el amanecer de la nacionalidad colombiana, un ciudadano colombiano, al igual que uno de los participantes en la Revolución Francesa de 1789, se despertó de pronto con que los precursores de estos cambios predicaban incesantemente la igualdad. esto sucedió no sólo como un postulado ideológico, sino también como una realidad institucional, de lo cual se encargaron los organismos legislativos que aparecieron con la Independencia. Por eso, no sólo aparecían en las constituciones de América Latina, sino que los códigos se abultaban con artículos que hablaban del deber de evaluar todas las actividades a partir del concepto de igualdad.

En el caso particular de Colombia, con la Independencia se aceptó,  en sus códigos y en su ideología, el concepto de igualdad ante la ley y, en consecuencia, comenzó un proceso en donde se negaba los privilegios de sangre y se aceptaba dar un trato igual al que comenzaron a llamar “ ciudadano”, copia de la Revolución Francesa que figuraba en su declaración de los derechos del hombre y del ciudadano que en nuestro país lo encontramos tempranamente aún en la  elocuente Constitución de Cundinamarca de 1811, que todavía bajo la influencia española ( reconocía a Fernando VII)  en el titulado XII  se leía un reconocimiento explícito a la igualdad cuando expresa: “ la igualdad consiste en que siendo la ley una misma para todos, todos son iguales delante de la ley”,  fórmula que se prestó para deslindar los campos entre la Colonia y la República, pensamiento que repetirán todas las constituciones incluyendo la de 1991.

De modo que el nacimiento de la ideología de la igualdad ante la ley nos ha llevado a aceptar que todos somos garantes de derechos que nos llevan a la igualdad. Sin embargo, subrepticiamente se encuentra un subfondo que determina en qué nivel de la estructura social se coloca cada persona, Escala que a su vez determina el dominio de unos sobre otros.  Se trata del poder que adquieren por diferentes medios grupos de personas y que anteceden a las leyes. Así, por ejemplo en Colombia, el privilegio que desde la Independencia les ha dado las leyes a las élites dominantes tuvo su origen en el poder que los descendientes de los españoles adquirieron durante la evolución de la Colonia.

Por todo lo anterior, los sistemas solidarios tienen como única salida la opción de construir un poder que solo lo brinda la fuerza colectiva como lo fue antes en las comunidades antiguas. Es un proyecto cuyo fin es regresar a la consideración de que el ser humano es un producto del trabajo y colaboración en comunidades que en el pasado les permitió enfrentar a la naturaleza y al mismo tiempo transformarse ellas mismas.

Se trata de apoyarse en una fuerza que supera la cultura del egoísmo, pero sobre todo la idea de sobrevivir enfrentando al otro. En esta meta por desgracia, la humanidad ha entrado en olvidos; se ha olvidado del poder que genera el trabajo colectivo, se ha olvidado también de que la unión dentro de colectivos genera una solidaridad que supera al individualismo, y se ha olvidado igualmente de que la lucha y el trabajo en común sólo pueden ser superados apoyándose en organizaciones que como el cooperativismo y demás sistemas solidarios, hoy por hoy, son las únicas formas de salir adelante en un régimen de competencia como la que presenta el capitalismo”

 

Anuncios

CELOS O PROTECCIONISMO FUNCIONARIAL?.

Biblioteca-Belén.. Med. dic.2016

Si algo extraño se puede observar en los comportamientos de los empleados públicos o funcionarios son sus excesos de celos en el cumplimiento de las normas, lo que se puede interpretar como rectitud en su desempeño; pero las mas de las veces, en ello  se puede  ver  la exhibición desnuda de su área de poder, bajo la cual nadie tiene más jurisdicción que su voluntad. Se encierran en su zona de confort, y vaya fatalidad para quién intente moverlos o someramente incomodarlos, ya sea con una pregunta o con una petición.Lo  peor es que los procesos a veces les ayuda a esa inmovilidad. Hay también actitudes de movimiento que ellos mismos inventan para crear una atmósfera de eficiencia y de eficacia que raya las fronteras de la irracionalidad y del simple sentido común, por querer sobreproteger y algunas veces simular o hasta tratar de esconder o tapar errores de gestión(pedir permiso y tramitar un documento para tomar una foto a la biblioteca España; por ejemplo); que es el caso este último de la noticia que  se destaca en la prensa local de Medellin, la ciudad que se dice de la Innovación y otros títulos.

Biblioteca España-Medellín.2017-foto de diario local

 

El prohibir tomar fotos a fachadas de edificios públicos, es un caso típico de esas actitudes extrañas del funcionariado. Y no es una suposición; es un caso real   de cómo la misma empleada  líder del Sistema de Bibliotecas Públicas de Medellín, justificó la restricción en la protección para menores de edad y los derechos a la privacidad.

Es importante que (quien desea hacer la foto) cuente con los permisos respectivos, si es niño, de los padres, y si no, que los usuarios estén de acuerdo, pues la imagen podría ser divulgada en redes sociales”,  y ” agregó que cuando la foto que el turista busca hacer en el exterior, a la infraestructura del parque biblioteca, “es importante saber cuáles son los fines, que no sea comercial, porque todo lo nuestro está libre de esto y el único propósito es educativo”. La funcionaria indicó que en el formato que las personas diligencian se establece que para las directivas de los parques biblioteca prima el derecho a la privacidad y la seguridad del usuario. Y de manera tozuda, amplía ese criterio tan particular que sobrepasa su esfera ocupacional: “Nos pasaba mucho que los turistas llegaban a tomarse fotos porque les interesaba el auge de la transformación de la ciudad y las subían a redes sociales, con menores y personas que no autorizaban aparecer en ellas. Entonces había molestia de algunos”, dijo. 

Queda a uno como ciudadano esperar que llegue a ella o  a su superior una inspiración que lleve a anular ese tramite insulso o que en un respiro  profundo retorne el sentido común al cerebro; para evitar molestias a los ciudadanos y puedan disfrutar de los espacios públicos.

Biblioteca -Belén.Med.2016

GERENCIA SOCIAL: HONORIS CAUSA

En ceremonia del próximo miércoles 8 de noviembre, la Universidad de Alcalá de Henares le concede a Bernardo Kliksberg el título honoris causa  en referencia a su trayectoria como académico e investigador de las ciencias sociales, en mención a  la gerencia social, especialidad de la cual es padre único e indiscutible en su configuración, divulgación, proyección y practica.La Gerencia social, es muy conocida en América Latina donde ha tenido avances de múltiples proporciones de acuerdo a las acogidas por expertos sociales y los gobiernos.En algunos existen agencias gubernamentales especializadas en el tema y sino con las aplicaciones de sus postulados; pero también en muchos de los países exigen diversos tipos de formación en la materia, desde el nivel de bachillerato hasta niveles de postgrados.
La gerencia  social como la conocimos tiene ese tinte de una disciplina urgente en su aplicación como deber ético, que imprime la situación de pobreza y desigualdad  que se da entre la población más vulnerable de América Latina; es el matiz que se predicaba en el Instituto de de Desarrollo Social – INDES-BID, en los años noventa cuando allí, se dictaban los cursos para formadores sobre el diseño y gestión de políticas y programas sociales(1998-  ver participantes en la foto) al cual asistimos; donde el señor Bernardo Kliksberg orientaba y entre cuyos  profesores auxiliares recordamos a Karen Mokate y José Luis Molina, bajo la dirección de la Nohra Rey de Marulanda.

 


Hoy vemos muy expandida su concepción original  de Gerencia social y su aplicación, en cobertura de los desiertos  prácticos que tuvo que pagar la introducción de la teoría de las políticas públicas en un apuro de la modernización de las organizaciones públicas,algunos la ponen como la intersección triple de  los conjuntos de desarrollo social, las políticas públicas y la gestión pública, y sin explicación alguna de las intersecciones binarias entre esos elementos e inclusive otros la llevan a reemplazar los elementos o herramientas de gerencia que deben de portar los trabajadores sociales y otros en un extremo desconocimiento de la obra de Bernardo kliksberg, la llevan a última etapa del desarrollo de las teorías de administración; cuando en verdad, ya en los años, ochenta el Dr. Kliksberg había superado esa etapa dejando solo como huella una publicación de antaño de teoría organizacional.Pero no este el momento de esas discusiones de enfoques, sino de reconocer el avance que tuvo el manejo de los proyectos, los programas y las políticas sociales en América Latina con el recurso de la gerencia pública como línea de comportamiento de los administradores públicos y delegados de esa función para  poner en marcha esos proyectos, programas y políticas sociales  con calidad, sostenibilidad,ética, equidad, eficacia, eficiencia y carácter incluyente; cualidades que desde esa época ya se predicaban en estos cursos de formación del INDES.
En particular los delineamientos de la gerencia social siempre cayeron tierra abonada en la ciudad de Medellín, Colombia,(ver documentos) donde no solo desde los años se conoce, sino que se han practicado como en el caso de la Administración municipal  del  cuando se distribuyo el trabajo con la comunidad de forma participativa en gerencias sociales zonales; y además como disciplina ha tenido varias manifestaciones de formación a nivel de postgrado en la Universidad de Antioquia y Uníminuto desde  1995.
En horabuena para el Dr.  Bernardo Kliksberg que logra otro título honoris causa, esta vez de la UHA, (antes de las universidades de  URJC de España;   UNRC de Argentina; Cádiz, España;UAM de México;  UNMSM de Perú; UNA de Paraguay; UNP de Argentina;   UNSJ de Argentina;  UCC de Argentina y otras);  un reconocimiento a su infatigable labor académica e investigativa para el bienestar de las clases menos favorecidas del desarrollo económico, al aportar las orientaciones de modelos de gestión de la gerencia social.

EFREN BARRERA RESTREPO Ph.D

GERENCIA SOCIAL:HACIA UN NUEVO MODELO DE GESTIÓN SOCIAL

 

Tomada de  medellin travel-24-01-2016

Tomada de medellin travel-24-01-2016

El período 1995-1997 del Alcalde  de Medellin,  se inició con la decisión de adoptar para el manejo de las políticas públicas sociales  del municipio, el modelo de gestión ya conocido en la ciudad y en el país, de las  GERENCIAS SOCIALES; como la mejor opción de darle continuidad  a ese desvelo  y cuidado por las inversiones sociales que siempre los alcaldes anteriores habían tenido bajo el modelo de las GERENCIAS de PAZ, nacidas  estas, para darle respuesta a las demandas sociales de una población  sumida en el miedo y la desesperanza por el domino de los grupos de narcotraficantes.

La implantación de las Gerencias Sociales se dieron en diez zonas del mapa de la ciudad, donde los gerentes coordinan las intervenciones sociales en los diferentes barrios,con la  profunda convicción de la necesidad” de construir instrumentos modernos, efectivos y dinámicos para el manejo de la política social, que permitieran la concertación, planeación, priorización y evaluación de la inversión social en el municipio y el manejo eficiente de los recursos destinados para tal fin.

Lo mas importante del modelo es que su desarrollo e implantación que  fue total y real, y de cuyos  objetivos, estrategias,características, elementos e instrumentos  encontramos huellas en la publicación de 1997, que  tiene como titulo el mismo que usamos para este escrito:GERENCIA SOCIAL :HACIA UN NUEVO MODELO DE GESTIÓN SOCIAL; que como bien se dice en la introducción es” para confrontarlo con otras propuestas que permitan mejorarlo cada vez más y adecuarlo permanentemente a las realidades de nuestro sociedad porque estamos convencidos de que la Gerencia de lo Social es ..La Gerencia de lo turbulencia, como lo anota Bernardo Kliksberg refiriéndose a los cambios incesantes que en materia económica y política social afronto el mundo actual y muy especialmente nuestro continente. ”

Se reconoce también que si bien el modelo nació en esa administración municipal, él se debe a la “construcción con aportes valiosísimos de todos los actores sociales que trabajan por Medellín… mediante un trabajo articulado con el sector privado y la sociedad civil en su conjunto. Significativo ha sido el aporte conceptual y académico de nuestras universidades y de entidades que como el Banco lnteramericano de Desarrollo (BlD), el Proyecto Regional de Naciones Unidas para la Modernización del Estado, la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) y otros importantes organizaciones”

La  publicación comentada es un testimonial,  de la continua atención de las  diferentes administraciones municipales  de Medellín para crear ambientes,  estrategias, modelos, e instrumentos  de gestión de las políticas públicas; en este caso del sector social.

ebrPor:

Efrén Barrera Restrepo, Ph.D.

Gerencia Pública & Marketing

 

75 años de PAR:PUBLIC ADMINISTRATION REVIEW

Desde el inicio de este año 2015, la tradicional revista que ha ilustrado  profusamente la administración pública en el continente americano, ha venido celebrado su aniversario 75  de su inicio, en el año de 1940.De manera constante y perenne ha difundido la teoría y la practica de la ciencia de la administración con especial énfasis en la Norteamericana, pero sin descuidar las discusiones teóricas del campo en su universalidad y la publicación abierta de las experiencias de diferentes gobiernos americanos y las practicas de sus agencias; todos sus temas siempre con un enfoque de comparación y de confrontación, dentro de la característica de la contingencia de  propia naturaleza de la administración pública.

Y por ello, no podíamos dejar pasar el año, sin hacer referencia a los presidentes de American Society for Public Administration, ASPA, la organización que respalda la ilustre publicación y un homenaje a sus editores; cuyos nombres revelan la importancia de ella.IMG_5892[1]

Los seis números del 75- volumen de este año contienen artículos con especial dedicatoria al aniversario, contestando a cuestiones fundamentales de este campo del conocimiento en el cual, PAR ha jugado un papel de importancia para las administraciones  públicas del mundo por sus aportes:evolución de la Administración Pública; pasado y futuro del presupuesto clásico; incrementalismo, la labor del Gobierno,motivación, inclusión, diversidad de género; redes y trabajo en red, participación en los presupuestos; nueva revisión al servicio público o el problema de la construcción de una ciencia de la Administración pública.

Y no menos importante es la publicación de la selección de los artículos mas influyentes en el desarrollo de administración pública en los 75 años de existencia de PAR; donde se encuentran unos  escritos clásicos, que son de obligatoria mención en los cursos  estructurados de la Ciencia administrativa.

ebrPor:

Efrén Barrera Restrepo, Ph.D.

Gerencia Pública & Marketing

 

 

EL “GRAZNIDO” DEL SENA: 2014

De alcanzar las metas trazadas al finalizar este año 2014, el SENA seria una universidad completa; Sigue leyendo